Turismo

Turismo

Turismo internacional: cuánto gastan los argentinos en el exterior y cuántos dólares ingresan

La ministra de Economía Silvina Batakis se refirió a la restricción de dólares que sufre la Argentina actualmente, e indicó que "el derecho a viajar colisiona con el derecho a la generación de puestos de trabajo". Su frase fue considerada "desafortunada" por la Federación Argentina de Asociaciones de Empresa de Viajes y Turismo.

11 de julio de 2022

Por su parte, el Banco Central de la República Argentina (BCRA) restringió la compra de productos en cuotas en free shops (que hasta el momento se podían solicitar en el Banco Nación), medida que se suma a la prohibición de la venta de pasajes internacionales en cuotas y la compra de productos y servicios en el exterior bajo la modalidad de entrega "puerta a puerta".

En esta nota te contamos cuál es el impacto del turismo en la balanza comercial de nuestro país y qué ocurrió en los últimos años.


Balanza negativa

Según datos oficiales, desde 2011 la Argentina mantiene una balanza negativa en materia de turismo: es decir que los egresos de dólares por viajes al exterior de residentes en el país (turismo emisivo) son superiores a los ingresos de divisas por parte de turistas extranjeros (turismo receptivo).

Esto significó, según un informe del Centro de Estudios para la Producción (CEP XXI) del Ministerio de Desarrollo Productivo de la Nación, que el déficit turístico acumulado entre 2011 y 2020 fuera de US$ 23.500 millones.



En tanto, en 2020, con la suspensión masiva de viajes a raíz de la crisis sanitaria provocada por la pandemia del coronavirus, el déficit bajó a US$ 1.700 millones, pero a partir de 2021 la brecha negativa se amplió (casi US$ 2.500 millones) y en los primeros 5 meses de 2022 ya acumula un déficit de US$ 2.460 millones (similar al acumulado en todo 2021).

En 2022, el turismo emisivo fue el rubro de servicios que más dólares insumió (US$ 2.625 millones). En tanto, el ingreso de divisas por turismo receptivo sólo fue de US$ 165 millones.

¿Cuáles son las razones del déficit que se inició a partir de 2011? El trabajo del CEP XXI sostiene que el incremento en los gastos del turismo emisivo se explica por la apreciación real del tipo de cambio oficial (es decir, una valorización del peso frente al dólar).

Martín Kalos, economista y director de EPyCA Consultores, dijo a Chequeado: "La Argentina históricamente es un país emisor de turismo en términos netos. Que esto sea posible depende de muchos factores. Uno de ellos es el poder adquisitivo del salario en dólares. Y el aumento del turismo emisivo coincide con los momentos de apreciación cambiaria".

El trabajo del CEP XXI sostiene también que el establecimiento de controles y limitaciones para la compra de dólares y el surgimiento de un mercado de cambios paralelo hizo que "una parte considerable del gasto turístico se realice por fuera del mercado formal". Es decir, que los turistas extranjeros no cambien sus dólares en un banco sino en una casa de cambios o con un vendedor informal (actualmente, obtienen alrededor de $ 250 por dólar, mientras que si lo hicieran en el mercado formal obtendrían alrededor de $ 125 por dólar).

En este sentido, el informe muestra que, pese a que entre 2011 y 2015 las personas que viajaron desde el exterior hacia nuestro país superaron en número a los argentinos que vacacionaron en el exterior, los gastos registrados en el mercado de dólares oficial fueron mayores a los ingresos.

Los datos oficiales marcan claramente la diferencia entre los gastos realizados efectivamente y los dólares que ingresaron al BCRA: en el primer trimestre de 2022 se registraron US$ 580 millones de ingresos totales asociados al turismo, según la Balanza de Pagos (una estimación del gasto turístico realizada por el INDEC a partir de encuestas de demanda), pero sólo US$ 91 millones (un 15,7%) se canalizaron por el mercado oficial de cambios.

Por el contrario, el 80% de los gastos realizados por viajeros argentinos en el exterior en el primer trimestre (US$ 1.465 millones) se realizaron a través del mercado formal (con un dólar "turista" promedio a $ 187, mientras que el dólar blue promedió los $ 200). Es decir, que mayormente no se utilizaron dólares alternativos o ahorros propios sino que para esos gastos se demandaron divisas del BCRA.

Fuente: Chequeado

Comparte tu opinión, dejanos tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.